Promueven la visibilización y valoración del trabajo de cuidados

30-jun-2016

Corina Rodríguez, consultora del PNUD, expone sobre Políticas de cuidado: Una estrategia para reducir las desigualdad en Panamá, ante técnicos del sector público. Foto: PNUD.

Comenzar a posicionar en la agenda de país los temas relativos a las políticas públicas de cuidados y corresponsabilidad, así como sus impactos económicos y en el desarrollo humano, fue el propósito de una jornada de trabajo realizada hoy con entidades claves del gobierno, organizada por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

El trabajo de cuidado se refiere a las actividades dirigidas a la atención de personas en distintas condiciones y etapas de su vida, tales como la infancia, la vejez o vivir con discapacidad física y/o mental. Por generaciones, estas tareas han sido realizadas primordialmente por mujeres y cuando se realizan dentro del entorno familiar/parental/doméstico suelen no ser sujeto de remuneración, ni reconocimiento.  

Como parte de este esfuerzo de incidencia a nivel de tomadores de decisiones, se llevó a cabo una primera sesión, con la participación de las viceministras de Trabajo y Desarrollo Laboral, y de Desarrollo Social, Zulphy Santamaría y Michelle Muschett, respectivamente, junto a las directoras de las Secretarías de Infancia (SENNIAF), Jazmín Cárdenas, y de Discapacidad (SENADIS), Nélida Ortiz, las cuales intercambiaron impresiones e información sobre las iniciativas que actualmente llevan a cabo en sus distintas organizaciones, así como las posibles áreas de trabajo intersectorial en materia de trabajo de cuidados.

Correspondió a la consultora del PNUD, Corina Rodríguez, exponer los principales enfoques conceptuales y la importancia del trabajo de cuidados, sobre la base de que el mismo garantiza el bienestar efectivo de las personas y atiende la sostenibilidad cotidiana de la vida, al tiempo que produce y contribuye a producir valor económico.

La especialista destacó las desigualdades en que actualmente están distribuidas las responsabilidades de cuidado entre hombres y mujeres, restringiendo y/o disminuyendo la participación de la mujer en la fuerza laboral o población económicamente activa.

Por su parte, el representante residente del PNUD, Martín Santiago, acotó que abordar el tema del cuidado es oportuno para Panamá de frente al reto de una nueva Agenda de Desarrollo Sostenible, donde muchos de los objetivos dependen de una mejor organización del cuidado tanto a nivel familiar, entre hombres y mujeres, como a nivel público, donde la responsabilidad se debe compartir también con el Estado y empresa privada.

“Objetivos como el fin de la pobreza, salud y bienestar, educación de calidad, igualdad de género, trabajo decente y crecimiento económico, reducción de las desigualdades, por mencionar solo algunos, no podrán alcanzarse si no reconocemos hoy la valiosa contribución que realizan principalmente mujeres en los hogares de Panamá y si no tomamos medidas para lograr una distribución más equitativa de estas tareas en nuestra sociedad”, sostuvo el representante del PNUD.

Entre las propuestas esbozadas en la sesión de análisis convocada por el PNUD, se mencionó la necesidad de elaborar un diagnóstico de la situación actual en materia de oferta y demanda en servicios de cuidados, con un enfoque interinstitucional y sobre la base de corresponsabilidad social en todas las dimensiones del cuidado, concibiendo los sistemas de cuido como asunto público y de interés colectivo.

La jornada de trabajo y sensibilización –que a su vez es parte de un proceso de construcción colectiva de la próxima investigación del PNUD Panamá: el Cuaderno de Desarrollo Humano sobre políticas de cuidado y corresponsabilidad-  continuó con un taller dirigido a personal técnico de los ministerios de Educación, Trabajo y Desarrollo Laboral, y Desarrollo Social, especialistas de la SENADIS y SENNIAF, los cuales elaboraron un mapeo sobre los servicios de cuidados que actualmente ofrece el sector público panameño.

Datos de contacto:

Para mayor información contacte en el PNUD a: Martín Fuentes martin.fuentes@undp.org

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Panamá 
Ir a PNUD Global

A

Afganistán Albania Algeria Angola Arabia Saudita Argentina Armenia Azerbaiyán

B

Bahrein Bangladesh Barbados Belarús Belice Benin Bhután Bolivia Bosnia y Herzegovina Botswana Brasil Burkina Faso Burundi

C

Cabo Verde Camboya Camerún Chad Chile China Chipre Colombia Comoras Congo (República del) Congo (República Democrática del) Corea (República Popular Democrática de) Costa Rica Côte d'Ivoire Croacia Cuba

D

Djibouti

E

Ecuador Egipto El Salvador Emiratos Arabes Unidos Eritrea Etiopía

F

Filipinas

G

Gabón Gambia Georgia Ghana Guatemala Guinea Guinea Bissau Guinea Ecuatorial Guyana

H

Haití Honduras

I

India Indonesia Irán Iraq

J

Jamaica Jordania

K

Kazajstán Kenya Kirguistán Kosovo (según Res 1244 del Consejo de Seguridad ONU) Kuwait

L

Lao RDP Lesotho Líbano Liberia Libia

M

Macedonia (ex República Yugoslava de) Madagascar Malasia Malawi Maldivas Malí Marruecos Mauricio y Seychelles Mauritania México Moldova Mongolia Montenegro Mozambique Myanmar

N

Namibia Nepal Nicaragua Níger Nigeria

O

Oficina del Pacífico

P

Pakistán Panamá Papua Nueva Guinea Paraguay Perú Programa de Asistencia al Pueblo Palestino

R

República Centroafricana República Dominicana Rusia Federación de Rwanda

S

Samoa Santo Tomé y Príncipe Senegal Serbia Sierra Leona Siria Somalia Sri Lanka Sudáfrica Sudán Sudán del Sur Suriname Swazilandia

T

Tailandia Tanzania Tayikistán Timor-Leste Togo Trinidad y Tabago Túnez Turkmenistán Turquía

U

Ucrania Uganda Uruguay Uzbekistán

V

Venezuela Viet Nam

Y

Yemen

Z

Zambia Zimbabwe